Written by reflexiones, semana

El misterio de los pueblos del mar

Las páginas de la historia están llenas de incongruencias, capítulos en blanco y otros misterios sin resolver. Los historiadores llevan años o décadas intentando arrojar luz sobre aquellos acontecimientos que no pueden ser explicados con las fuentes de las que disponemos. Algunas construcciones de estos relatos se basan en fuentes limitadas, pequeños registros arqueológicos o breves menciones de los autores clásicos, que en muchas ocasiones no son fiables al completo.

Hoy queremos hablar sobre los pueblos del mar, una confederación de navegantes, invasores y guerreros que sembraron el caos en el año 1200 a. C., reconfigurando el paisaje del mundo antiguo en su conjunto y definiendo lo que sería el fin de la Edad de Bronce.

Las invasiones

Nos encontramos en el año 1200 antes del nacimiento de Cristo, en lo que llamamos la Edad del Bronce debido al uso generalizado de este metal en las culturas antiguas. Para situarnos, la Guerra de Troya comenzaría pocos años después según autores clásicos como Eratóstenes, aunque la fecha exacta sigue siendo debatida por los académicos actuales.

Los pueblos del mar aparecen en diferentes registros y se mencionan como un grupo confederado de invasores que provenían en su mayor parte de Grecia, sus islas y el Levante mediterráneo. Oriente Próximo fue invadida de tal manera que significaría el fin de la Edad de Bronce en el mundo antiguo, y daría paso a lo que se llamó como la Gran Crisis de esta era.

Estos pueblos atacaron Egipto, el Estado hitita en la actual Turquía, Siria, Palestina, Babilonia, Asiria, varios emplazamientos de la Grecia micénica y puede que hasta la misma Troya, donde se debate si verdaderamente fueron los invasores de la legendaria ciudad de Homero.

Cartas y menciones

Conocemos la historia de los pueblos del mar porque aparecen mencionados en la correspondencia de las culturas que arrasaron.

El rey de los hititas, Suppiluliuma II envía al prefecto de la ciudad una carta, comentando que había ordenado al rey de Ugarit, Hammurabi, una gran urbe al norte de la actual Siria, que le enviara a un tal Ibnadushu. No obtuvo respuesta. Este hombre había sido secuestrado y se aseguraba de que provenía de un pueblo «que vivía en los buques». Más adelante, Hammurabi enviaba un informe al gran supervisor de Alasiya sobre un avistamiento de una flota de 20 barcos. Tanto Ugarit como Alasiya fueron destruidos.

Por otro lado, Ramsés III sufrió las invasiones de los pueblos del mar. Conocemos sus menciones porque se registraron las batallas en su templo funerario de Medinet Habu, una de las fuentes más ricas sobre estos pueblos. En estas fuentes se explica que se realizaron cuatro campañas militares, siendo la última de ellas una batalla en el Levante mediterráneo contra una alianza de estos pueblos, quienes varios de ellos lograron asentarse en tierras egipcias. En todo caso, los egipcios lograron hacerles frente en la batalla del Delta, el primer conflicto naval del que se tiene conocimiento en la historia, aproximadamente en el año 1177 a. C.

En el Obelisco de Biblos, en la actual Líbano, aparece registrado el primero de los grupos étnicos y se menciona a Kukun, hijo de Ruqq. Sus dataciones son de entre el 2000 a. C. y el 1700 a. C.

En las famosas Cartas de Amarna encontradas en la ciudad egipcia del mismo nombre, archivos de correspondencia grabados en tablillas de arcilla y escritas en idioma acadio, se mencionan a otros dos grupos étnicos.

El faraón Merenptah contó la lucha que mantuvo durante los 5 o 6 años de su reinado contra una confederación de pueblos libios y mediterráneos en los territorios occidentales del Delta del Nilo. Menciona que los pueblos del mar llegaron hasta las puertas de Menfis y Heliópolis. Los relatos se pueden leer en la Gran Inscripción de Karnak, el Obelisco de El Cairo y en la Estela de Atribis, entre otros.

Una identidad a debate

Algunos historiadores consideran que los movimientos de los pueblos del mar se debieron a una serie de desastres naturales o un cambio en el clima que les obligaron a buscar nuevas tierras, similar a lo que ocurrió en la Antigua Roma con los germanos y los pueblos bárbaros del norte de las fronteras, quienes acabaron estableciéndose al sur del limes, la frontera romana.

Son numerosos los pueblos que son mencionados en los documentos que la arqueología ha hallado durante tantos años. Las fuentes son escasas, pero conocemos a los siguientes:

  • Shardana o Sherden. Mencionados en Ugarit y en El Amarna, son aliados de Egipto en la batalla de Qadesh, donde lucharon contra el imperio hitita. Se menciona que llevan cascos con cuernos, por lo que se postula su origen balcánico o caucásico.
  • Lukka. Son mencionados frecuentemente por los hititas, asentados en la región suroccidental de la actual Turquía, denominada Licia. Se decía que era un pueblo muy belicoso y algunos de ellos también lucharon contra Ramsés II en la batalla de Qadesh.
  • Ekwesh o Akawasha. Posibles griegos micénicos que hacían la guerra en la frontera occidental del imperio hitita.
  • Teresh o Tursha. Se especula que fue el pueblo que dio lugar posteriormente a la cultura etrusca, precursora de los romanos. El origen de este pueblo sería el oeste de Anatolia y confirmaría la leyenda etrusca.
  • Shekelesh. Menos información tenemos sobre los Shekelesh. Ramsés III y algunos textos ugaríticos los menciona. Su posible origen sería Sicilia.
  • Peleset. Se les considera el pueblo de los Filisteos. Aunque se establecieron en Palestina, se cree que procedían de las islas de Creta y del Egeo. Ocuparon las ciudades más importantes de la franja costera de Palestina.
  • Tjeker. Mencionados por los hititas, se establece que podían habitar al noroeste de Anatolia, aunque existen muchas teorías sobre su origen.
  • Denyen. Identificados con un pueblo que se asentó en el suroeste de Anatolia.
  • Weshesh. Uno de los más difíciles de identificar, existiendo teorías cuya procedencia los sitúa como un pueblo hitita o como los mismos troyanos.
  • Mashauash. Miembros de una tribu de bereberes libios. Intentaron extenderse hacia el este e invadieron Egipto periódicamente.

Existen diferentes teorías sobre las identidades de estos pueblos y sus motivaciones. Lo que sí sabemos es que estos movimientos migratorios e invasiones por parte de los pueblos del mar aceleraron o provocaron el colapso de la Edad de Bronce y la entrada del mundo antiguo en la llamada Edad Oscura, un periodo caracterizado por la escasez de fuentes que acabó con el auge de la Grecia arcaica. ¿Cuánto nos queda descubrir de nuestra propia historia?


El texto anterior expresa mis ideas y opiniones inspiradas en
https://www.muyinteresante.es/revista-muy/noticias-muy/articulo/el-misterio-de-los-pueblos-del-mar-721429190370
https://www.ecured.cu/Pueblos_del_mar
https://es.wikipedia.org/wiki/Pueblos_del_mar#Cartas_de_Ugarit

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Seguir leyendo

Close