Written by europa, mundo

Stonehenge: Un gran misterio dentro de otro misterio

Un reciente descubrimiento reveló la existencia de otro monumento antiguo similar a Stonehenge, y para algunos incluso más importante. Los detalles de un enigma que no deja de acrecentarse.

Stonehenge es una maravilla europea. Considerado el monumento neolítico más famoso del mundo, está situado en la llanura de Salisbury en Wiltshire, Inglaterra, y todavía sigue siendo un misterio para los investigadores. En la actualidad se sabe quiénes construyeron el monumento, pero se sabe muy poco sobre las razones por las que fue construido.

Las leyendas antiguas aseguran que Stonehenge fue creado por el mago del Rey Arturo, el famoso Merlín, a partir de enormes piedras de Irlanda ensambladas por gigantes. Otros creen que las piedras fueron erigidas hace miles de años por invasores de Dinamarca. Otros aseguran que las piedras son las ruinas de un antiguo templo romano. Y una teoría popular es que Stonehenge es, en realidad, un sitio de aterrizaje para naves espaciales alienígenas.

Stonehenge fue estudiado por primera vez en la década de 1660 por John Aubrey. Desde entonces, miles de científicos se han dedicado a examinar estas particulares formaciones rocosas. Para darnos una idea de la dimensión del monumento, los expertos hoy están seguros de que su construcción llevó más de 20 millones de horas.

Pero al igual que con otros monumentos antiguos, lo que fascina a los visitantes de Stonehenge es cómo los pueblos antiguos pudieron haber transportado los enormes bloques hasta su ubicación actual. Y en especial cómo los colocaron uno encima del otro.

Hoy en día, el debate más serio sobre el propósito de Stonehenge gira en torno a dos teorías. Algunos creen que Stonehenge era un lugar sagrado, y otros creen que era un observatorio científico.

Los expertos que apoyan estas teorías señalan el hecho de que Stonehenge se alinea con el Sol y la Luna. Por eso, dicen, fue utilizado como parte de los rituales relacionados con el cambio de estaciones. Otros señalan la alineación con ciertas estrellas, lo que podría sustentar la idea de que Stonehenge servía para predecir eventos astronómicos.

 

Holengenge, el nuevo Stonehenge

El misterio de Stonehenge sigue siendo hoy tan fascinante como nunca. O quizás más, ya que recientemente un grupo de arqueólogos ha encontrado un monumento prehistórico aún más grande a pocos metros del conocido sitio.

El descubrimiento, llamado “Holehenge”, ya fue declarado como el más importante sitio prehistórico del Reino Unido.

Los arqueólogos de la Universidad de Bradford en West Yorkshire (Inglaterra) hicieron el descubrimiento gracias al Proyecto de Paisajes Ocultos de Stonehenge, que reúne a expertos en prospección geofísica y en teledetección con especialistas en prehistoria y arqueología.

 

El equipo se propuso investigar los espacios vacíos en el sitio del Patrimonio Mundial de la UNESCO. Lo que encontraron fue una serie de al menos 20 pozos prehistóricos, y los arqueólogos creen que originalmente pudo haber más de 30 de ellos.

Según Vince Gaffney, miembro de dicha Universidad, “el área alrededor de Stonehenge está entre los paisajes arqueológicos más estudiados de la Tierra, y es por eso notable que la aplicación de la nueva tecnología todavía puede conducir al descubrimiento de una estructura prehistórica tan grande”[1].

El propósito del sitio, muy parecido al de Stonehenge, es también un misterio, pero “demuestra la complejidad de las estructuras monumentales dentro del paisaje de Stonehenge, y la capacidad y el deseo de las comunidades neolíticas de registrar sus sistemas de creencias cosmológicas de maneras, y a una escala, que nunca habíamos visto”, según Gaffney.

 

Otros misterios antiguos

Como bien dice Shakespeare en Hamlet, “hay más cosas en el cielo y la tierra, Horacio, de las que sueñas en tu filosofía”. Además de Stonehege, los misterios antiguos son varios y todavía estamos lejos de descifrarlos. Aquí hay algunos de ellos.

 

Isla de Pascua, Chile

Unas cabezas de piedra gigantes de 80 toneladas en una isla completamente desolada en medio del Océano Pacífico. ¿Qué puede ser más misterioso que eso? La Isla de Pascua (o Rapa Nui) fue habitada originalmente por gente proveniente de la Polinesia.

Las famosas cabezas gigantes de Pascua, que se llaman moai, fueron construidas con las canteras de piedra de la isla y fueron trasladadas a sus posiciones actuales. No hay certezas al respecto, pero se cree que los moais representan a los antepasados de las tribus y que fueron inclinados durante los conflictos entre las tribus. Probablemente fueron trasladados usando técnicas que utlizaban troncos de árboles, pero lo inaudito es que la isla no tenía árboles cuando llegaron los exploradores europeos.

 

Las Grandes Pirámides, Egipto

 

Las Grandes Pirámides son probablemente el monumento más famoso del mundo. Las pirámides egipcias son parte de nuestro imaginario desde que somos niños.

Si bien las fechas y métodos de construcción de estos monumentos se han aclarado con el tiempo, todavía hay muchas preguntas sin respuesta.

 

Machu Picchu, Perú

Esta famosa ciudad en las nubes de los Andes fue construida por los Incas en el siglo XV para uno de sus emperadores: Pachacuti. Para visitar este sitio, hay que subir a 2.430 metros sobre el nivel del mar.

 

Machu Picchu permaneció escondido incluso de los españoles invasores y no fue “descubierto” hasta 1911. El sitio es famoso por sus sofisticados muros de piedra que fusionan intrigantes edificios que juegan con alineaciones astronómicas y vistas panorámicas. Su uso exacto sigue siendo un misterio.

 

Líneas de Nazca, Perú

Las Líneas de Nazca en Perú han desconcertado a la humanidad durante mucho tiempo, y el misterio no deja de intrigar a los investigadores hoy en día. De hecho, cuanto más se estudia este sitio, más intrigante se vuelve. La hipótesis es que los geoglifos tenían funciones astronómicas rituales, pero nadie lo sabe con seguridad.

Fácilmente identificables desde el aire, estos diseños geométricos están protegidos como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Hay cientos de ellos y su estilo va desde formas simples hasta dibujos de animales como monos, tiburones o lagartos. El más grande de ellos abarca más de 200 metros. Fueron creados quitando las piedras rojas de la región para revelar la caliza blanca que hay debajo.

 

Palenque, México

 

Palenque, también conocida antiguamente como Lakamha (que significa “Agua Grande”), fue una ciudad estado Maya en el sur de México que floreció en el siglo VII.

La civilización maya desplegó algunas habilidades únicas en la construcción de templos y pirámides. También diseñaron un complejo sistema de escritura y un profundo conocimiento astronómico.

El gran misterio que rodea a esta fascinante civilización gira en torno a su desaparición. Sus ciudades se habían derrumbado antes de la llegada de los conquistadores. Palenque, en el estado de Chiapas, en el sur de México, es sólo uno de los muchos monumentos misteriosos que dejaron para nosotros.

 

 

El texto anterior expresa mis ideas y opiniones inspiradas en

[1] https://www.bradford.ac.uk/news/archive/2020/astonishing-discovery-near-stonehenge-led-by-university-of-bradford-archaeologists-offers-new-insight-into-neolithic-ancestors.php

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Seguir leyendo

Close