Written by innovadores

Un masivo barco de madera zarpará hacia un nuevo futuro

Atravesamos una era en la cual reducir la contaminación ambiental es una cuestión de crítica importancia para las generaciones venideras. Por esta razón, la empresa Sailcargo Inc está construyendo un gigantesco barco de madera que utiliza la fuerza del viento y las energías limpias para poder desplazarse a través del océano. Su construcción en un astillero ecológico de Punta Morales, Costa Rica, es un ejemplo de cómo la fusión entre lo artesanal y lo moderno tiene el potencial de transformar el transporte marítimo del futuro.

Los actuales esfuerzos para reducir la emisión de CO2 por parte de las grandes compañías de transporte marítimo son vanos e insuficientes. La constante quema de combustibles fósiles que son utilizados para impulsar los grandes barcos modernos sólo colaboran en generar un aumento del calentamiento global. Este es un problema que parece no preocupar a una industria cuyas emisiones de gases de efecto invernadero generan un promedio de un billón de toneladas anuales. De acuerdo a Lucy Gilliam, una especialista en impacto ambiental, la razón es simple: a pesar de que existen alternativas para generar energías de propulsión más limpias, estos combustibles continúan siendo demasiado baratos.

Si bien muchos científicos y ambientalistas están de acuerdo en que la solución para que la industria de la logística marítima abandone las llamadas “energías sucias” debe provenir de leyes internacionales más estrictas, la situación continúa igual. Decididos a no esperar a que este sector cambie sus prácticas –ya sea por una cuestión de conciencia o por la fuerza de la ley-, la empresa constructora de barcos Sailcargo Inc se encuentra en plena construcción de Ceiba, el primer barco híbrido de carga del mundo. Co-fundada y dirigida por la canadiense Danielle Doggett, esta innovadora compañía se propone liderar un mercado aún inexistente: el transporte de carga marítimo de impacto ambiental cero.

En una playa de la selvática costa puertorriqueña de Punta Arenas se encuentra AstilleroVerde, lugar en donde Sailcargo Inc actualmente está construyendo a Ceiba. Esta singular embarcación asimila las características de los viejos barcos a vela del pasado junto con la tecnología energética del presente, para así intentar generar la navegación ecológica del futuro. El mayor objetivo de Sailcargo Inc es demostrarle a la industria del transporte marítimo que una logística globalizada no contaminante es posible.

AstilleroVerde no debe su nombre sólo al tupido entorno de árboles y plantas que lo rodea, ya que este lugar es mucho más que un puerto de construcción de embarcaciones. A tono con su nombre, la conciencia ecológica de sus fundadores se deja ver en cada una de las actividades que se llevan a cabo en este agreste paraje. Las instalaciones que utilizan a diario sus trabajadores son un claro ejemplo de ello: casas de madera, hornos de barro, oficinas al aire libre, invernaderos, granjas, todas ellas son parte de un ecosistema que coloca a la naturaleza en primer lugar. Además, en AstilleroVerde se ofrecen diferentes cursos para que los habitantes locales encuentren un oficio sustentable en una comunidad rural que no cuenta con otras oportunidades de trabajo.

Una de las principales metas de los directivos de Sailcargo Inc es que este astillero ecológico se convierta en un modelo de comunidad ecológica y de trabajo, tanto para las poblaciones costeras de Costa Rica como para el resto del mundo. Por lo pronto, la ambición inmediata se enfoca en la construcción de Ceiba, la cual se espera que se encuentre lista para el año 2021 y que pueda zarpar a alta mar al año siguiente. Se trata de una embarcación fabricada enteramente con troncos locales, una ardua tarea que llevan a cabo carpinteros venidos de distintas partes del planeta y cuyo diseño estuvo a cargo del Arquitecto Naval Pepijn van Schaik. Para asegurarse que este barco posea una emisión de carbón cero, la empresa se ha comprometido a plantar 12 mil árboles autóctonos, los cuales se sumarán a los 4 mil que ya crecen en la zona aledaña de Monteverde.

Ceiba es una embarcación cuyo diseño fue inspirado en el carguero finlandés Ingrid, de las Islas Åland. Una vez finalizado, este tradicional barco de vela podrá llevar hasta 250 toneladas de carga y su capacidad de viaje estará regida únicamente por la fuerza del viento. Como una manera de combinar diferentes energías sustentables, sus creadores planean incorporar nuevas tecnologías como células de hidrógeno y biocombustible a base de algas.

Lejos de intentar competir con los masivos y veloces cargueros modernos, la propuesta de los directivos de Sailcargo Inc es la de ofrecerle a la industria marítima un medio de transporte más seguro, ecológico y barato. Además de la notable contaminación que emiten los barcos actuales, su construcción demanda una gran cantidad de hierro, existe el riesgo de derrames de petróleo y muchas de estas embarcaciones en desuso terminan encalladas en playas de países del tercer mundo.

Ante el continuo desastre ambiental que esta industria provoca, embarcaciones como Ceiba pueden brindar una magnífica solución. Si bien por el momento su capacidad de carga es incomparable con la de los grandes cargueros tradicionales (Ceiba puede llevar 9 contenedores contra los más de 20 mil que transportan las embarcaciones modernas), Sailcargo Inc asegura que este primer modelo puede ser escalable en el futuro.

Con su casco de madera y sus mástiles que soportan las velas que lo propulsarán por altamar, Ceiba es la fusión perfecta del transporte marítimo del pasado con la tecnología del presente. Su rústico diseño se complementa con paneles solares que alimentan una batería que solamente se utilizará para una mejor maniobra al aproximarse a los puertos. Cada elemento que compone a éste y los próximos barcos que se construirán en AstilleroVerde son parte de un concepto que ideó un grupo de visionarios que trabajan por conseguir una invaluable meta final: transformar la industria del transporte marítimo moderno a través de las energías limpias.


Referencias:

The futuristic cargo ship made of wood. (https://www.bbc.com/)
World´s Largest Clean Cargo Ship: A Flagship For A Fleet. (https://www.sailcargo.org/)
A Shipyard For Coastal Communities. (https://www.astilleroverde.org/)

 

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email

Seguir leyendo

Close